En El Castillo combinamos nuestras pasiones por las ciencias y las artes mediante actividades que convierten al huésped en protagonista.

Por ello en El Castillo hemos construido un espacio de danzas enorme, un atelier de artes plásticas en lo alto de una torre, una sala de ensayo de música con instrumentos profesionales, un ambiente de cine con audio de alta fidelidad y un estudio de fotografía con equipamiento de última generación. 

Y a través de nuestros programas de capacitación, las organizaciones que hospedamos pueden conocer los últimos descubrimientos científicos sobre eficiencia energética, equipos de trabajo multifuncionales, y estrategias comerciales integradoras.

Pinturas y fotografía

Susana Obrador y Adriana y Fabián Fábrega, madre e hijos, directores de El Castillo, exponen sus obras en los distintos ambientes del histórico edificio.